La Divina Misericordia

Revelación a Santa Faustina Kowalska

Sobre la hora de la gran Misericordia

10 de octubre de 1937

Santa Faustina recibió instrucciones del Señor concerniente a otro elemento principal de la devoción a la Divina Misericordia; esto es, La Hora de Gran Misericordia:  

A las tres de la tarde en punto, implora Mi misericordia, especialmente por los pecadores; y, aunque sea por un breve momento, sumérgete en Mi pasión, particularmente en Mi abandono al momento de la agonía. Esta es la hora de la gran misericordia para todo el mundo. Yo te permitiré entrar en Mi dolor mortal. En esta hora, Yo no rehusaré nada al alma que Me pida algo en virtud de Mi pasión. (1320)


Índice Sor Faustina

Sobre la imagen de la Divina Misericordia

Sobre la Coronilla de la Misericordia

Sobre la verdadera devoción a la Divina Misericordia

Sobre la hora de la gran Misericordia

Sobre la Fiesta de la Misericordia

Otros mensajes de Jesús.

Home

 

  «En cuanto a las revelaciones privadas, es mejor creer que no creer en ellas; porque si crees y resultan ser verdaderas, te sentirás feliz de que creíste, porque Nuestra Santa Madre lo pidió. Y si resultan ser falsas, tú recibes todas las bendiciones como si fueran verdaderas, porque creíste que eran verdad.»

(Papa Urbano VIII, 1636 )